Saltear al contenido principal
ESPECIALIDADES

Especialización en estrabismos y oftalmología pediátrica. Cirugía refractiva, cirugía de cataratas y presbicia. Tratamientos del glaucoma, el queratocono y la retina.

 

Superficie ocular

ESPECIALIDADES

Superficie ocular

¿Qué es la superficie ocular?

El estudio oftalmológico de la superficie ocular incluye la prevención y tratamiento de patologías de la córnea, conjuntiva y lágrima.

La cornea es la estructura transparente de la parte anterior del ojo que protege el resto de estructuras y enfoca la luz como una lente en la retina para que podamos ver. Tiene cinco capas de tejido y está recubierta por un tejido transparente con vasos llamada conjuntiva, a su vez cubierta por la lágrima.

Superficie ocular sana

Superficie ocular sin patologías.

Patologías de la superficie ocular

Degeneraciones corneales

  • Queratocono: Deformación progresiva de la cornea que protruye (como «un chichón») en su zona central e inferior por adelgazamiento de la misma (ectasia). Provoca aumento progresivo de defecto de refracción y pérdida de calidad visual. En casos avanzados afecta a la transparencia corneal.
  • Degeneraciones corneales involutivas: Aparecen de forma natural o por envejecimiento normal corneal. Son más comunes en edades avanzadas, acostumbra a manifestarse solo en un ojo y no suelen afectar a la visión.
  • Degeneraciones no involutivas: No relacionadas con envejecimiento, sino con cambios metabólicos. Las más comunes son la queratopatía en banda (relacionada con depósitos de calcio) y la degeneración lipídica (relacionada con grasas). Pueden afectar a la visión.
  • Distrofias corneales: Enfermedades genéticas poco frecuentes que afectan gravemente a la visión. Las más comunes son la distrofia de Cogan, que produce molestia y pérdida visual, y la distrofia de Fuchs, que puede ser dolorosa.

Degeneraciones de la conjuntiva

  • Pinguécula: Alteración en la conjuntiva en la zona interna de la parte blanca del ojo relacionada con exposición al sol. Se presenta transparente y cambia a blanco y amarillento con la edad. A veces se inflama (se ve rojo) y pica.
  • Pterigium: Inicialmente parece una pinguécula, pero luego crece en forma de cometa y puede llegar a invadir la córnea, cambiando de aspecto (carnosa y con vasos sanguíneos). Es importante tratarla antes de que llegue a la córnea porque puede deformarla y dejar cicatriz.

Detalle de la córnea y efecto del ojo seco.

Síndrome del ojo seco

El ojo seco es una enfermedad inflamatoria crónica muy común, lo sufre casi un tercio de la población. Los síntomas habituales son sensación de «arenilla» y otros síntomas como: Sensación de quemazón, pesadez en los párpados, ojos fatigados y fotofobia (sensibilidad a la luz). Las causas son de dos tipos, o que el ojo no segrega lágrima suficiente o porque la lágrima se evapora demasiado rápido, aunque lo más frecuente es que se trate de un tipo mixto. El ojo seco evaporativo lo suele provocar una disfunción en las glándulas de meibomio (GM), que son unas glándulas que contiene el párpado y cuya secreción es fundamental en la composición lagrimal.

Es más frecuente en mujeres sobre todo a partir de los 50 años. Dentro de los factores de riesgo asociados al ojo seco, tenemos:

  • Factores ambientales, como trabajar con pantallas digitales, exposición continuada a aire acondicionado o el porte de lentes de contacto.
  • Enfermedades sistémicas, como el síndrome de Sjögren, la artritis reumatoide, lupus, diabetes o hipertiroidismo.
  • Tomar medicación para el corazón, para tratar alergias, hipertensión arterial, calmantes y antidepresivos.

El ojo seco suele empeorar con la edad, y en ocasiones supone una pérdida de calidad de vida que puede llegar a ser incapacitante. Por eso es importante que el ojo seco lo diagnostique, evalúe y trate su médico oftalmólogo especialista en ojo seco.

Evaluación

Técnicas diagnósticas

Evaluación de la superficie ocular con lámpara de hendidura, un microscopio binocular con diferentes aumentos e iluminación.

Fluoresceinograma: Se observa el ojo teñido con fluoresceína (tinte biocompatible) bajo luz azul. Tiñe la lágrima y las lesiones corneales.

Test de Schirmer. Test para medir la cantidad lagrimal, con tiras que se apoyan directamente sobre el párpado.

 

Tecnología instrumental

Paquimetría corneal: Medida del espesor corneal central.

Topografía corneal: Aparato que mide la curvatura corneal y el grado de regularidad de la misma.

La lámpara de hendidura nos permite determinar la posición, la profundidad y el tamaño de cualquier alteración del segmento anterior (conjuntiva, córnea, cámara anterior, iris y cristalino); pero además, con la ayuda de lentes especiales, también es posible el estudio de segmento posterior (vítreo, retina y nervio óptico).

Test Schirmer. Colocación
Prueba Diagnóstica Del Test Schirmer. Colocación

Colocación.

Prueba Diagnóstica Del Test Schirmer

Medición.

Test de Schirmer.

Tratamientos

Patologías de la superficie ocular

Queratocono: El tratamiento está basado en 4 puntos:

  • Gafas o lentes de contacto: Al inicio se usan gafas, pero más adelante es mejor lentes de contacto especiales.
  • Cross-linking: Se instila la cornea con una vitamina, la riboflavina, para aumentar su dureza y así frenar la ectasia. Se aplica al inicio de la enfermedad.
  • Anillos intracorneales: Segmentos curvados que se implantan dentro de córnea para aplanarla. Se recomiendan para córneas muy curvadas.
  • Trasplante lamelar (una parte de cornea) o penetrante (toda la cornea): En fases finales las lesiones dan lugar a cicatrices que precisan de cirugía de trasplante de tejidos

Las degeneraciones corneales no suelen requerir tratamiento, rara vez necesita cirugía o trasplante.

Las distrofias corneales requieren tratamiento según gravedad, normalmente tratamiento por las complicaciones. Si es grave y avanzado, trasplante.

Pinguécula: Rara vez necesita tratamiento.

Pterigium: Al inicio solo lágrima artificial o antiinflamatorio, pero si crece o casi toca la córnea, requiere cirugía. Hay dos tipos:

  • Extirpación simple: En un 50% el pterigium reaparece, sobre todo en jóvenes.
  • Extirpación más injerto conjuntival: Tras extirparlo, la zona se recubre con conjuntiva de la zona superior del mismo ojo. El riesgo de que reaparezca es muy bajo (menos de 5%) y el resultado más estético.

Síndrome del ojo seco

Los síntomas del ojo seco se tratan mediante el uso de lágrima artificial de diferentes tipos. Según el grado de sequedad del caso, podrá usarse lágrima artificial de diferentes densidades o incluso gel para aplicar en los ojos de noche. Cuando la lágrima artificial no es suficiente, se utiliza un medicamento llamado ciclosporina. Y en los casos más graves, como los asociados al síndrome de Sjögren, se utiliza suero autólogo.

El tratamiento propiamente dicho del ojo seco dependerá de la causa del mismo:

  • Cuando sea consecuencia de una causa sistémica, el tratamiento de la enfermedad de base puede mejorar el cuadro, como por ejemplo en el caso de la diabetes.
  • En otros casos, la causa directa del ojo seco puede encontrarse en los párpados. La higiene palpebral por medio de toallitas suele dar buenos resultados.
  • Existen otros tratamientos innovadores y efectivos para el tratamiento del ojo seco causados por disfunción de las glándulas de Meibomio:
    • Masaje glandular para las glándulas de Meibomio (GM).
    • Sondaje de GM.
    • Aplicación de calor sobre las GM.
    • Láser IPL.
Implante de anillo intracorneal
Implante de anillo intracorneal parcial
Implante de anillo intracorneal en córnea

Anillos intracorneales.

Volver arriba